Etiquetas

• (Csi103) – La cruz.

En una remota aldea de Palestina, un carpintero se afana en su trabajo; es un artesano honrado y humilde que solo busca el bien para su familia. En su sencillo taller, cincela la madera, mientras observa su obra y se pregunta, apenado, para quién estará destinada: hace unos días recibió un encargo de las autoridades romanas para realizar un trabajo especial; él no suele hacer este tipo de tallas y, además, no le pagarán mucho, pero necesita el dinero para su mujer y su hijo. Una vez finalizada, el carpintero envía su obra a la ciudad. Unos días después, el carpintero, con su mujer y su hijo, marchan también allí: quieren llegar antes del sábado, ya que es un día muy solemne: este año la Pascua coincide con el sábado. Llegan temprano el día de la Preparación; así tendrán tiempo para realizar el sacrificio del cordero de Pascua, piensa el matrimonio. Sin embargo, nada más entrar en la ciudad, el carpintero y su mujer observan que algo especial está sucediendo; toda la gente marcha alborotada hacia afuera de las murallas. Preguntan y se enteran que todos van hacía un lugar llamado Gólgota. Ante la curiosidad, ellos también van allí. Cuando llegan, observan horrorizados la tremenda escena: tres hombres han sido crucificados. Todas las personas allí reunidas centran su mirada, sus lloros y sus lamentaciones en el hombre situado en medio de los tres. El carpintero se acerca algo más y verifica lo que sospecha: la cruz es la que él talló. Ahora comprende para quién era el trabajo que hizo.
– ¿Quién es? –le pregunta a una mujer que llora desconsolada a los pies del madero.
– Jesús de Nazaret –le contesta sin apartar la mirada de lo alto.

©Luis Jesús Goróstegui Ubierna
@ObservaParaiso
#CuentosSinImportancia

________________________________________

Anuncios